lunes, 13 de agosto de 2012

LA SIESTA


A pleno sol
se hizo la sombra
y a su frescor,
La Siesta.


Imagen: "La Siesta", Joaquín Sorolla y Bastida.
Texto: María.

6 comentarios:

Francisco Espada dijo...

Sin dudas, la siesta necesita del sol para privarse de él a la sombra. Yo en verano no la perdono, aunque algunos días no me duermo.
Un abrazo.

María (lady) dijo...

Yo tengo la buena costumbre de permitirme 15 minutos en el sillón todos los días. Pero ahora estoy de vacaciones y ayer hasta dormí un ratito. Todo un lujo!!
Un abrazo sin prisas.

MarianGardi dijo...

maravillosa siesta al fresquito, protegida de las quemaduras.
Me ha gustado la fuerza que lleva este poema y su relajación posterior.
Besos querida Maria

María (lady) dijo...

Besos, dulce Marian.
Gracias por tu visita.

Edurne dijo...

No soy de siestas. Si alguna vez he sucumbido... ayyy, me levanto de muy mal humor y con la sensación agobiante de haber perdido el tiempo...
Ya ves, rara que es una!
;)

Muxutxuak, y que puedas disfrutar de muchas siestecillas reparadoras!

María (lady) dijo...

Hola txiki!
A mi me pasa lo mismo si me paso de frenada. Mexplico: "Si dura más de 45' ya vamos mal .... Para mi entre 40 y 50 minutos es ¡perfecta!.
Un abrazo y muchos besos.